Київ
,

La estrategia de desocupación de los territorios temporalmente ocupados de Ucrania: la visión de los voluntarios y expertos

Київ, el 07 de noviembre de 2016.

La base de la estrategia de desocupación de Crimea y los territorios temporalmente ocupados de Donbás debe ser la comunicación y el diálogo. Ucrania tiene una tarea principal: demostrar a los ciudadanos de estos territorios las perspectivas del futuro en Ucrania y pensar desde hoy el contenido del mensaje para “tocar” diferentes grupos de la población. En todo caso es un proceso muy complicado y de largo plazo. Así lo declararon los voluntarios y expertos durante una discusión en el Ukraine Crisis Media Center. 

Carácter único del conflicto en Donbás

En opinión de  los expertos, el conflicto en Ucrania no tiene equivalentes en el mundo. Por eso la comunidad internacional no puede proponer a Ucrania una “receta” acabada para resolverlo. “En estos territorios tenemos cierta mezcla simultánea de la ocupación y conflicto civil”, explicó Oleksiy Panich, miembro del consejo de vigilancia de la Empresa Nacional de Televisión y  Radio de Ucrania. De ahí, solo los elementos particulares de la experiencia internacional serán útiles para Ucrania.

Oleksiy Panich y Iryna Brunova Kalisetska, psicóloga social, mencionaron que es difícil pronosticar el desarrollo de la situación en Donbás y Rusia. Por eso en cada esfera de la vida hay que preparar los instrumentos bien pensados de todas las variantes posibles. “Necesitamos elaborar una mapa de ruta, léxico y todos los proyectos de ley correspondientes. Durante estos dos años y medio estuvimos en diferentes niveles de percepción. En los territorios ocupados la gente sufrió el cambio en la percepción de la realidad”, señaló Tetyana Dúrnyeva, consultora del Instituto de las Investigaciones Sociales y Económicas para los Desplazados Internos.

Ánimos en Donbás

Según resultados de la investigación del centro de análisis Fábrica de la opinión de Donbás, actualmente ya el 18% de los habitantes de los territorios temporalmente ocupados se indentifican a sí mismos como “los ciudadanos de la República Popular de Donetsk” (a finales de 2014 no había tanta gente) y el 28% de los encuestados dijeron que tenían miedo de la reintegración a Ucrania, señaló Dmytró Tkachenko, Director del centro analítico Fábrica de la opinión de Donbás. Al mismo tiempo en otro lado de la línea fronteriza observamos una crisis de perspectivas y crisis de confianza. Inna Yuryeva, coordinadora de la organización Konkord, señaló que en el contexto de una encuesta sociológica realizada por una tal Unión de empresarios de la RPD el 99% de los encuestados no pleanaban su futuro más allá de mañana.

En general, en Donbás se distinguen cuatros grupos de la gente según su posición política:  posición proucraniana activa, conformistas más o menos proucranianos, admiradores del pasado soviético y favorables a las repúblicas autoproclamadas.

Preparación a la desocupación

En opinión de Dmytró Tkachenko, las autoridades ucranianas deben implementar la actividad de ilustración con la población de los territorios ocupados. La gente necesita obtener una respuesta sobre qué hacer en futuro.

Olena Malyenkova, consultora del Comité de la Rada Suprema de Ucrania (Parlamento) para la política social, empleo y pensión, señaló que una de las cuestiones claves después del fin de la guerra iban a ser reparación y restitución. Ucrania deberá plantearlas por sí misma, sin esperar a reacción de la gente. Actualmente hay numerosos casos de incursión y desmontanje de las plantas para sacarlas en Rusia. Olesya Tsybulko, consejera del Ministro para los territorios temporalmente ocupados y personas desplazadas internas, señaló que Ucrania necesita que la Asamblea Parlamentria del Consejo de Europa reconozca que una parte de los territorios de Donbás está bajo el control de Rusia y este país es responsable por todo lo sucedido allí.

Un paso a la unidad es eliminar discriminación

Para restablecer la paz y unidad la sociedad ucraniana no se debe estigmatizar a los habitantes de Donbás como “traidores” y no se debe tampoco culparlos de los aconteciomientos en la región. “La presunción de culpa es terrible. La agresión habría sido imposible sin el fundamento preparado de antemano”, subrayó Olena Malyenkova. Recordó que desde los años 90 hasta la Revolución de Dignidad  Donbás estaba bajo el control de un clan oligáquico. De hecho, el Estado abandonó el desarrollo de la región. Al mismo tiempo algunos políticos daban miedo a los locales de ucranización violenta y especulaban con otras cuestiones dolorosas.

Según los resultados de una encuesta realizada por el Instituto de las Investigaciones Políticas y Análisis Social en primavera de 2014, el 66% de las personas encuestadas apoyaron la vida futura en Ucrania. En opinión de Maria Podybayeva, directora de la ONG Nuevo Mariúpol, los aficionados de las repúblicas autoproclamadas lograron el éxito únicamente por la mentalidad específica de los habitantes de Donbás; conformismo, pasividad, falta de la experiencia en liderazgo y unidad de la gente. Estos factores son el resultado del monopolio de un círculo limitado de personas en la vida política y económica, al igual que la dependencia completa de los propietarios de las grandes empresas.

Olena Styazhkina, Doctora en Historia y voluntaria del movimiento Desocupación. Volver. Educación., dijo que hasta ahora había mucha gente en los territorios ocupados que esperaba al regreso a la vida en Ucrania. Según ella, precisamente aquella gente propuso un variante: justificar la no participación de una u otra persona en la sublevación pseudoseparatista en el orden judicial. “El indulto es una buena variante acordado en Minsk. Pero más necesitamos una ley sobre colaboración para exculpar a inocentes y castigar a culpables. Es un proceso muy duro de la purificación, pero es capas de evitar el uso de la pegunta separatista, forzada a Ucrania”, afirmó.

Un contrato social nuevo y perspectivas para la región

Los expertos se pusieron de acuerdo unánimo que la tarea principal de Ucrania es proponer a los territorios desocupados perspectivas nuevas y mejoras. “El contrato social nuevo es lo que podemos llevar a los territorios desocupados: es la Ucrania nueva, esta se diferencia del país antes de Maidán y ocupación. Es otro Estado, otra nación civil creada en otros fundamentos con otro marco legal”, mencionó Oleksiy Panich. “Tenemos que asegurar que la gente está formando el Donbás nuevo. La mentalidad soviética provocó la guerra. No necesitamos reconstruirla”, añadió Larysa Artiúgina, Jefa de la ONG Nuevo Donbás.

Tenemos un remedio para convencer a los habitantes de los territorios temporalmente ocupados: demostrar los cambios verdaderos en los territorios no ocupados, mencionó Tetyana Dúrnyeva. Actualmente hay un nexo entre la gente en los territorios ocupados y el resto del país, y son las personas desplazadas internas. Por eso el Estado debe considerar sus problemas como no resueltos.

Compartir en redes sociales

Twitter
Más noticias por tema