Kyiv
,

10 mitos sobre el Ejército Insurgente Ucraniano. Mito 4: Román Shujevych sirvió en el Ejército de las SS

10 mitos sobre el Ejército Insurgente Ucraniano.  Mito 4: Román Shujevych sirvió en el Ejército de las SS

El comandante del Ejército Insurgente Ucraniano Román Shujevych, no tenía relación con las unidades de las SS. Tampoco existen pruebas de que el mando del Wermacht o Tercer Reich condecoraran a Shujevych.

UCMC publica la versión resumida del artículo de Novoe vremya.

 El mito

El comandente del UPA (Ejército Insurgente Ucraniano por sus siglas en ucraniano) Román Shujevych, tuvo el rango militar de hauptsturmfuhrer de las SS. Además Adolf Hiltler en persona condecoró a Shujevych con una o incluso dos Cruces de Hierro (condecoración militar alemana) por su participación en las operaciones punitivas contra civiles desarmados.

Los hechos

Mucho antes del inicio del conflicto armado a nivel mundial, los nacionalistas ucranianos examinaron la posibilidad de que una nueva guerra a gran escala, les sirviera como una oportunidad para luchar por la independencia de Ucrania.

Los ucranianos necesitaban aliados para crear las estructuras militares nacionales. Pero el circulo de los aliados era muy limitado, ya que la actividad de estas unidades militares se efectuarían contra los países que se habían dividido los territorios ucranianos entre sí en el período comprendido entre las guerras mundiales.

La Organización de los Nacionalistas Ucranianos (OUN) tomó conciencia de que existía solo un camino para conseguir la independencia, que era el tener su propio ejército. Al mismo tiempo la OUN comprendió que era imposible formar un Ejército compuesto solo por soldados rasos. Por eso requerían oficiales profesionales y armamento moderno. Solo un aparato estatal podía concederlo. La OUN necesitaba encontrar un aliado que estuviese dispuesto a ayudar a equipar el núcleo del futuro ejército. La OUN consideraba a Alemania como el aliado oportuno, por tener como enemigo común a la URSS.

Los batallones Nachtigal y Roland fueron el resultado de un acuerdo entre la OUN y la inteligencia militar alemana (Abwehr). Para los nacionalistas ucranianos los dos batallones fueron la base para formar sus propias unidades de las Fuerzas Armadas ucranianas. Estos batallones no entraron en la estructura de las SS y estaban subordinados al Wermacht.

La OUN entendía todos los riesgos de las negociaciones con este estado totalitario, que perseguía únicamente sus intereres particulares. Los nacionalistas ucranianos no quierían convertirse en un instrumento en manos alemanas, por eso presentaron sus propias condiciones: realizar el control político de los batallones, mientras que los alemanes efectuaban la instrucción militar (táctica y estrategia) y entrenamientos. Los soldados ucranianos no juraron lealtad a Alemania. La OUN también reservó el derecho de otorgar los rangos militares y crear la organización estructural de las unidades. Los batallones se prepararon para hacer la guerra en el frente oriental y de ninguna forma en otros territorios. La OUN tenía el derecho sobre los soldados de la Druzhyna de los Nacionalistas Ucranianos (druzhyna es el nombre del Ejército en los tiempos de la Rus de Kyiv) de tener los capellanes que se convirtieron en tutores espirituales de los soldados ucranianos. Al mismo teimpo la Druzhyna de los Nacionalistas Ucranianos, así como los miembros de la OUN guiaron a los dos batallones, y no hubo adoctrinamiento ideológico nazi.

En primavera de 1941, Nachtigal y Roland, cumplieron con su instrucción militar en los campamentos militares Neuhammer (Polonia) y Seibersdorf (Austria). El 22 de junio de 1941 – a primeras horas de la guerra entre Alemania y la URSS – Nachtigal participó en las acciones de combate. El mayor Yevguén Pobigún encabezó el batallón Roland, y el Sotnyk Román Shujevych el batallón Nachtigal (Sotnyk es el cargo militar ucraniano que encabeza una unidad militar de 100 soldados, llamada Sotnia).

El 30 de junio de 1941, Nachtigal fue transferido a Lviv. Los soldados tuvieron un permiso de 7 días, mientras que el comandante se ocupó de cuestiones pendientes. Al mismo tiempo, vinieron a Lviv los miembros de la OUN, encabezados por Yaroslav Stetskó. Estos decidieron declarar la renovación del Estado Ucraniano. Este acontecimiento se celebró el mismo día por la tarde.

En agosto de 1941 los soldados ucranianos descubrieron que los alemanes habían arrestado al dirigente Stetskó. Román Shujevych ocupaba el cargo de Ministro de Defensa adjunto. Los soldados demandaron que los alemanes liberasen a los funcionarios ucranianos. El 13 de agosto los batallones rebeldes se retiraron del frente y fueron trasladados a la retaguardia, a Neuhammer.

Los ucranianos siguieron luchando por sus compañeros desde Neuhammer: entregaron un memorándum, exigiendo liberar a los miembros de la OUN arrestados y hacer volver los batallones al frente oriental. El mando alemán se negó a hacerlo y disolvió los batallones.

En otoño de 1941 los dos batallones fueron reorganizados en una unidad militar, el 201º batallón, en base a los contratos firmados. Al cumplir su instrucción adicional, el batallón fue dirigido a Belarús para salvaguardar la infraestructura local. A pesar de esto, las autoridades de ocupación locales trataban de persuadir a Shujevych para que cooperara. Pero el comandante ucraniano negó la propuesta.

El 1 de diciembre de 1942 se acabó el término de los contratos y los miembros del batallón se negaron a jurar lealtad a Hitler. Entonces, volvieron a transferir el batallón a Lviv, donde los alemanes arrestaron a los oficiales ucranianos. Román Shujevych consiguió escapar. En noviembre de 1943 llegó a encabezar el UPA.

Esto demuestra que Román Shujevych nunca ha entrado en las filas de las SS. A su tiempo encabezaba el batallón Nachtigal, pero este estaba en la estructura del Wermacht. Durante los Juicios de Núremburg no se encontró ninguna prueba de ningún tipo de participación del batallón Nachtigall en delitos de guerra cometidos durante la Segunda Guerra Mundial.

La historia de que Shujevych recibió una Cruz de Hierro de Hitler es falsa. En 2007 el líder del Partido Comunista de Ucrania Petró Symonenko, difundió esta información falsa durante una sesión del parlamento ucraniano. Es verdad, que entre la gente condecorada con la Cruz de Hierro hay ucranianos (en mayoría, son los soldados de la División Galizien), pero Shujevych jamás ha entrado en esta lista. En 2010 un tribunal ucraniano obligó a Symonenko desmentir la información falsa. A pesar de esto, el mito de la Cruz de Hierro de Shujevych sigue vivo.

Shujevych fue condecorado con Cruces. Pero no fue Hilter quien le condecoró, sino el parlamento clandestino ucraniano – el Consejo Principal de Liberación de Ucrania. Obviamente no eran condecoraciones alemanas, sino ucranianas: la Cruz Dorada de méritos de guerra de 1ª clase y la Cruz Dorada de 1ª clase, concedido a título póstumo en 1950.

Mito 1: quién y por qué estigmatizó a los ucranianos como “los secuaces nazis”

Mito 2: ¿eran los batallones Nachtigall, Roland y la División Galizien las escadrones de la muerte de las Waffen SS?

Mito 3: Stepán Bandera y los nacionalistas ucranianos eran agentes de los servicio especiales nazis

Compartir en redes sociales

Twitter